Walter Tanero

Hola a todos, me llamo Walter y soy un pescador gallego, amante de la naturaleza y los animales. Mi interés en la dorada va más allá de mi afición a pescarlas, también me atrae como pez, es decir, biológicamente. Os contaré mi historia como pescador y persona. Antes de contarla, tengo que decir que no soy un ejemplo a seguir, el único "mérito" que tengo es que he decidido ¡VIVIR!. Leer más

Por fin!!!!!!!!!!!

Por fin!!!!!!!!!!!

 

Sí amigos, por fin llegó el día. Después de tantos meses, he vuelto a sentir mariposas en el estómago. Por fin salimos mi padre y yo a inaugurar la temporada. Pescamos el día 16 y 17 de marzo, y fue muy satisfactorio. El día 16 fue un poco frustrante, no íbamos lo suficientemente preparados por las ansias de comenzar la temporada y sólo llevábamos cangrejo y eso es un error. Siempre hay que llevar un cebo duro y otro blando por lo que pueda pasar. Hacía un día muy bueno para ser marzo. El viento era flojo de componente sur, hacia sol y el agua estaba muy clara. Pero la marea no era la idónea, tenia mucho tiro la corriente. Y así fue, tuvimos 6 picadas y no fuimos capaces de clavar ninguna, estaban muy desconfiadas. Atacaban el cangrejo con una picada muy sutil, lo rompían y no repetían la picada para comérselo simplemente lo machacaban y ahí se acababan todas nuestras oportunidades. Así que nos fuimos un poco tristes con un capote, pero con la satisfacción de que las había.
Al día siguiente (17 marzo) no nos pasaría lo mismo. En la marea baja salimos a recolectar longueirón y galera. El día estaba igual que el anterior con viento flojo, sol y agua clara. Así que fondeamos en el mismo pesquero que el día anterior. Y montamos en los bajos longueirón con concha. Tuvimos la primera picada y otra vez como con el cangrejo, picada sutil, rotura de la concha y dorada perdida. Entonces decidimos pasar a otro método. En este mes las aguas aún están frías y no hay roamen. Nos decantamos por montar longueirón sin concha antes de tener más picadas y perderlas, y el cambio fue perfecto, consiguiendo cuatro buenas capturas, la primera la capturó mi padre y pesó 5 kilos, así que la siguiente era mía y pesó 4,5 kilos. Después vendrían dos más pero más pequeñas una de 2,9 kilos y la última fue capturada con galera y peso 2,3 kilos.
Fue una buena apertura de temporada pero lo mas importante es que ya están ahí para poder disfrutarlas otro año más.
Share this Story

Posts relacionados

1 Comentario

  1. Pebles

    22/03/2010 at 6:17 pm

    Ya era hora hombre de que pudieras salir, eso si que es constancia y tenacidad. Me quito el sombrero.
    Vete preparando que en breve me tienes por ahí con ganas de probar pescado de ese rico que pescas.
    Unha aperta dende o extranxeiro.
    Pebs.

    Responder

Responder

Tu dirección de email no será publicada.Los campos requeridos están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

SHOP ON LINE

 SHOP ON LINE

Mi Facebook

Facebook Karan

Archivos

Translate »