Walter Tanero

Hola a todos, me llamo Walter y soy un pescador gallego, amante de la naturaleza y los animales. Mi interés en la dorada va más allá de mi afición a pescarlas, también me atrae como pez, es decir, biológicamente. Os contaré mi historia como pescador y persona. Antes de contarla, tengo que decir que no soy un ejemplo a seguir, el único "mérito" que tengo es que he decidido ¡VIVIR!. Leer más

“NOSOLOTANAS”

ESCRITO POR JOSÉ, EDITADO POR EL TANERO:

Hace unos días fui a hacerle una visita a mi amigo Walter, y aunque iba con la idea de pasar un fin de semana desconectado de la pesca, el destino me tenía reservada una grata sorpresa.
Tras hacerle una visita a Miguel (Solorobalizas) el sábado por la tarde, llegamos a casa. Una vez allí, preparamos todo el material para la jornada de pesca dominical.
Al día siguiente, nos levantamos para desayunar y acto seguido, metimos las cosas en el coche. Durante el camino comentamos la estrategia a seguir durante la jornada.
Una vez en la lancha, preparamos los equipos. Walter montó una Mitchell Avocet 242 Spin, con un carrete Abu García Sorön STX 40. Yo monté una caña Cinnetic Cautiva Caranx 2.20 m, junto con el Abu García Orra S40. Ambos carretes cargados con linea Nanofil del 0.17 y bajo de Berkley Trilene 100% fluorocarbon del 0.30 mm, más que suficiente para pescar desde embarcación.
Con los equipos montados pusimos rumbo a la zona de pesca y una vez allí, optamos por poner algunos vinilos de Berkley en nuestras grapas.
Empezamos con la primera deriva y comprobamos la evolución de nuestros señuelos. En vista de que el tiro de la corriente era bastante grande,tocó poner unas cabezas más pesadas.
El brazo sufría más, pero los vinilos evolucionaban correctamente en la columna de agua.
Estuvimos un buen rato, hasta que mi compañero optó por cambiar de señuelo, poniendo uno más liviano, dejándolo profundizar más.
De esta manera, la primera picada no tardó en producirse. Tras liberar la pieza, volvimos a hacer una nueva pasada. El vinilo de Walter fue atacado nuevamente por otra lubina, que en poco tiempo ya estaba a bordo, para contemplar su bella librea.
Tras un breve parón en la actividad, esta se retomó con otra captura por parte de mi anfitrión.
Decidí montar un vinilo del mismo modelo y con una cabeza del mismo gramaje e idéntico color.
¡¡ Ese era el motivo !! Tras el cambio, no tardé en hacerme con mi primera lubina, cuya visión me hizo intuir que tendríamos una buena tarde.
Las nubes iban avanzando sobre nuestras cabezas y por suerte, pocas fueron las veces en las que tuvimos que ponernos la capucha. Bajo tímidas gotas de agua que manaban de las alturas, otras lubinas quedaban prendidas de nuestros anzuelos.
Walter había predicho que con el repunte de la marea, la cosa mejoraria, Como si de un visionario se tratara, la profecía se cumplía tal cual me la había comentado. Las picadas eran ahora más numerosas y sólo una de las lubinas que habíamos clavado, se había liberado durante su recuperación.
Tras una buena racha por mi parte, mi compañero decidió cambiar de vinilo y montar uno mayor. Sabía que una lubina podría engullir aquella imitación, pero el tamaño medio de las capturas me hacían dudar por momentos. Sin embargo, la insistencia de Walter se tradujo en otra captura, y para más inri, esta había afianzado el señuelo completo, dentro de su boca.
La tarde ponía distintas caras, pero íbamos evitando la lluvia, por fortuna para nosotros. Y no debía haber queja, ya que las capturas seguían acompañando. Era una jornada que me recordaba a la de algún verano pasado, en la que uno casi podía intuír las capturas.
Tras un largo periodo de frenesi en la cubierta, liberando y soltando piezas, las nubes osaron ocultar al sol, para anunciar un falso final del día. Sin embargo, el viento nos echó una mano para mover esa nubosidad y así poder contemplar el verdadero ocaso.
Ya no quedaba mucho por hacer. Tan sólo probar suerte con un paseante, por si sonaba la flauta. Pero la flauta no emitió nota alguna, por lo que no tardamos en recoger y dar gracias por una jornada entrañable.
Por delante quedaba un ameno paseo en coche, que nos permitiría recordar cada uno de los lances, como si de nuevo lo estuviéramos viviendo. Este es sin duda, otro de los placeres de la pesca: rememorar una jornada, con sus anécdotas y capturas.
Share this Story

Posts relacionados

40 Comentarios

  1. Miguel de Solorobalizas.com

    24/01/2013 at 9:37 am

    Walter ahora entiendo como tu y Jose veníais como mucha sed ejjejeeje Que momentos más buenos a pesar del escaso tamaño de las lubinas la diversión está asegurada.

    Noraboa compañeros de blog por mostrarnos esos momentos.

    Un saludo y a esperar a los robalos

    Bonito el video

    Responder

    • Tanero

      24/01/2013 at 5:55 pm

      Gracias Miguel, no eran grandes pero si se sabe valorar, la compañía y el momento nos alegraron el día sacando una detrás de otra. Un abrazo.

      Responder

  2. André Antunes

    24/01/2013 at 9:51 am

    Muito bom!! Todo o blog está fantástico! Parabéns!

    Responder

    • Tanero

      24/01/2013 at 5:55 pm

      Obrigado¡¡¡ alegrome que che guste. Saudiños.

      Responder

  3. gaucho

    24/01/2013 at 9:53 am

    Como se estan imponiendo los vinilos cada vez desplazan mas a los señuelos duros.
    Enhorabuena por tan magnifica jornada.
    Un abrazo

    Responder

    • Tanero

      24/01/2013 at 5:57 pm

      Fue muy entretenida nos pasó el día volando. Están siendo más efectivos y económicos, aunque como todos los artificiales tienen su época de la temporada. Saludiños.

      Responder

  4. José Manuel 1

    24/01/2013 at 10:02 am

    Buen reportaje y mejor relato.
    El vídeo, hasta este momento, le daba al Play y no funcionaba.

    Responder

    • Tanero

      24/01/2013 at 5:59 pm

      Pues no se la verdad, mira desde el youtube, y espero que se solucione. Gracias y saludiños.

      Responder

  5. VITU, ALIAS "riveira"

    24/01/2013 at 1:15 pm

    mimadre amigos, vaya festival de capturas y sueltas, son jornadas para enmarcar, s2 y noraboa

    Responder

  6. Josiño

    24/01/2013 at 1:56 pm

    La jornada fue muy entretenida y con este vídeo, podemos dar buena fe de ello.
    Un placer haber compartido esta jornada y agradecerte tu hospitalidad y la de Iria, junto con la fabulosa cena, con la que la Tanera nos obsequió.

    Saludos

    Responder

    • Tanero

      24/01/2013 at 6:00 pm

      Gracias a ti que se repita pronto. Un abrazo.

      Responder

  7. Iván.yopescoamibola

    24/01/2013 at 6:03 pm

    Vaya como os lo montáis cada vez que estáis juntos la próxima me apunto yo,jajaja.Entretenida es poco la jornada además con sueltas,que luego somos los pescadores los culpables de todo cuando es al revés,somos los que más cuidamos nuestros pesqueros.

    Responder

    • Tanero

      24/01/2013 at 10:08 pm

      Ya te digo, pero los pescadores tenemos que tener responsabilidad, son seres vivos no dinero…Gracias y saludiños.

      Responder

  8. Jonathan

    24/01/2013 at 6:09 pm

    Enhorabuena por la jornada. Parece que tenéis un capazo lleno y las vais soltando poco a poco, ja, ja!!!

    Un saludo.

    Responder

    • Tanero

      24/01/2013 at 10:11 pm

      Jajaja…parece que si, pero es parte del montaje del vídeo, las soltábamos lo más rápido posible para evitar sufrimiento… gracias y saludiños…

      Responder

  9. jpj2314

    24/01/2013 at 6:30 pm

    Si señor!! Que bien os lo devisteis de pasar!! Muy bueno!!

    Responder

    • Tanero

      24/01/2013 at 10:11 pm

      Muy bien una jornada para recordar, lo máximo seria un robalo…gracias y saludiños.

      Responder

  10. José Manuel 1

    24/01/2013 at 7:12 pm

    Ya he podido ver el vídeo de esos que te ponen los dientes largos. ¡Joer,no parabais! distéis con una mina lubineira. Tenéis pescado para los próximos dos años.
    Saludos

    Responder

    • Tanero

      24/01/2013 at 10:13 pm

      Eran pequeñas, así que como ves en el final del vídeo acabaron donde tienen que estar en el mar. Gracias y saludiños…

      Responder

  11. Pasaor

    24/01/2013 at 7:20 pm

    Menuda jornada dominguera, buena compañía, muchas lubinas y capturas sin parar, debiste disfrutar muchísimo, ya que lo he hecho viendo el fantástico video, en la realidad estar ahí debe ser todo un lujo.

    Un saludo y hasta otra.

    Responder

    • Tanero

      24/01/2013 at 10:16 pm

      Lo pasamos de miedo aunque no fueran grandes ejemplares, las continuas picadas, las bromas y risas fueron lo mejor, de una jornada con un amigo. Gracias y saludiños.

      Responder

  12. Fermíntxo

    24/01/2013 at 8:07 pm

    Pero vosotros no habéis visto el cartel de…NI UN PEZ POR LA BORDA
    Esa es otra historia..mucho más triste..

    Un placer veros disfrutar de esa manera..
    S2

    Responder

    • Tanero

      24/01/2013 at 10:18 pm

      Ya te digo si es otra historia, que pena de personajillos que llevan estos temas y lo peor es que es gente estudiada que tristeza… Gracias y saludiños.

      Responder

  13. manuel leon

    24/01/2013 at 9:29 pm

    Precioso el relato muy bien relatado y explicado todo, pero que entretenidos que habéis estados??? enhorabuenas compañeros.

    Como dice el compañero gaucho, como se están imponiendo los vinilos?? la verdad que yo suelo usarlos también muchos me gustan incluso mas que los duros? pero claro? como tu dices??? depende de la temporada.

    Saludos desde Sevilla…

    Responder

    • Tanero

      24/01/2013 at 10:21 pm

      Y lo peor es que son un vicio, cada vez quiero más, y más colores y tamaños y formas, con cola sin cola vaya droga más rara jajaja…gracias y saludiños.

      Responder

  14. Anonymous

    25/01/2013 at 9:28 am

    Desde luego que tanto el relato como el vídeo no tiene desperdicio!
    Gracias José por hacernos las mañanas más amenas y entretenidas, un relato bien llevado que nos vuelve a envenenar con la acción de pesca.
    Desde Luego que si como anfitrión es un crack, Walter pescando es la leche!
    Me he fijado muy bien en el vídeo la acción que le imprime al vinilo, seguro que tenía locas a todas las lubinas bajo el agua, buena acción de pesca, clavadas con mimo para no desgarrar su boca y devueltas sin dilación al agua, no se puede pedir más!
    Los vinilos… qué decir de ellos? pues que moverlos es un arte, para acertar con el color y el peso hay que ser muy observador, y conocer muy bien el pez pasto que se mueva por nuestra zona de pesca.
    Los grandes vinilos con cabezas plomadas de hasta 340 gramos son el reclamo perfecto para los grandes meros del Sur.
    Muchas gracias a los dos por compartir con todos nosotros momentos inolvidables de pesca.
    Un fuerte abrazo
    Arturo “Caballa”

    Responder

    • Tanero

      26/01/2013 at 9:18 am

      Gracias Arturo, no se te escapa una, eres muy observador, yo no se si lo hago de manera correcta, lo que si se, es que moviendolo así me entran menos pequeñas, aunque ese día era imposible. Ya sabes, intentando siempre seleccionar, para obtener esa gran pelea que buscamos. Que decir de José escribiendo, pues que como siempre es bueno el tío. Lo dicho gracias y un abrazo.

      Responder

  15. Alfonso Caso Llano

    25/01/2013 at 4:56 pm

    Jornada de lujo. Si llegais a topar las grandes no caben en la barca, jeje. Felicidades y un saludo.

    Responder

    • Tanero

      26/01/2013 at 9:19 am

      Jejeje…la verdad es que no, gracias y saludiños.

      Responder

  16. dentex-dentex

    25/01/2013 at 7:39 pm

    Que jornada artista!!
    me alegro que lo pasarais así de bien jejeje
    Buenas sueltas, eso es deportividad
    Saludiños

    Responder

    • Tanero

      26/01/2013 at 9:19 am

      Lo pasamos muy bien. Gracias y saludiños.

      Responder

  17. Yago Leis

    26/01/2013 at 9:53 am

    Video Precioso…de esos que crean afición…me encantó sobre todo la parte de las sueltas…así me gusta..dando ejemplo..
    Enhorabuena a ambos..

    Un saludo.

    Responder

  18. José Manuel 1

    27/01/2013 at 9:42 am

    Yo, el preguntón: Walter, pescar a la deriva el robalo, es más efectivo que con la embarcación fondeada? Por lo que se observa en el vídeo parece que sí.
    Cuando tuve la embarcación, siempre llegaba al sitio y ancla pa baixo. Es más, ni idea que se pudiera pescar “derivando”.
    Gracias y saúdos: pegouseme o galego!!!

    Responder

    • Tanero

      27/01/2013 at 10:47 am

      Es mucho más entretenido y abarcas mucho más, date de cuenta que puedes hacer una deriva por todo lo largo de una playa y varias veces, ( es un ejemplo ). Si eres conocedor de la zona y sus fondos es mejor y más efectiva, funciona mejor en mareas vivas y el viento puede ser un aliado o un enemigo, depende. Y si das con ellas en un sitio pues fondeas y listo jejeje…Digoche eu que se pega, graciñas e saudiños.

      Responder

  19. Jose Valle

    27/01/2013 at 4:56 pm

    Como ya le comento a Jose, no sabe bien a quien se arrima…jajajaja.
    Felicitaciones para ambos y un abrazo…la estrella sigue produciendo…

    Responder

    • Tanero

      27/01/2013 at 10:08 pm

      Si, para mi, la estrella sigue produciendo varios litros diarios jajaja…Un abrazote.

      Responder

  20. Jose Manuel [Ze MuA]

    28/01/2013 at 5:19 pm

    Felicidades !!! buen Dia, y mejor relato .. pena de que no saliese una grande ^^

    sin duda dia que saldra mas de una vez tomandose unas estrellas xDD

    salu2

    Responder

    • Tanero

      28/01/2013 at 6:52 pm

      Si llega a salir la grande seria algo increíble, porque tal y como lo pasamos sería lo único con lo que se podría mejorar una jornada así.
      Gracias y saludiños.

      Responder

Responder

Tu dirección de email no será publicada.Los campos requeridos están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

SHOP ON LINE

 SHOP ON LINE

Mi Facebook

Facebook Karan

Archivos

Translate »